Sociedad

La Insólita Demanda De Una Tía A Su Sobrino Por… Abrazarla

noticias insolitasESTADOS UNIDOS.- Jennifer Connell era la tía favorita de Sean, pero hace meses que no se veían. El niño corrió a abrazarla con tanta locura que le quebró una muñeca. Ahora la víctima involuntaria le realizó una insólita demanda al sobrino de más de 100 mil dólares por la lesión.

“Las lesiones, las pérdidas y los daños a la mujer fueron causadas por la negligencia y el descuido del acusado menor de edad debería haber sabido que un saludo contundente como el entregado a la demandante podría causar los daños y perjuicios, como los sufridos por el demandante”, consta en la demanda.

Sean cumplía años cuando vio entrar a Connell, quien cayó con un regalo, el sobrino se le subió encima y al bajarse la arrastró. “Siento que es responsable de mi lesión”, aseguró la mujer.

Lo cierto es que la familia del pequeño es millonaria y la mujer plantó la demanda por 127 mil dólares a pagarse en efectivo para retirar los cargos por los hechos sucedidos en la mansión del pequeño. ¿Qué dirá la Justicia?

Anuncios
Estándar
Delitos Laborales

Ladrón Abraza Y Besa A Pareja Que Asaltó

noticias insolitasHAGATNA, Guam (AP) — Un pistolero enmascarado que robó más de 5.000 dólares de un pequeño casino en Guam se disculpó con una pareja que se encontraba ahí, los abrazó y los besó antes de huir, se informó el jueves.

El hombre, que lleva una gorra de béisbol con tonos de camuflaje encima de un pasamontañas negro entró al casino Lucky Land el miércoles por la noche con una pistola niquelada, lo que hizo huir a entre seis y ocho clientes, informó el sitio de noticias Pacific Daily News (http://is.gd/SFYDlF).

Un video de vigilancia muestra al pistolero acercarse a la ventana de la oficina, donde estaban la empleada Genevie Santos, de 23 años, y su novio, Jhan Olivarez, de 24, también trabajador del sitio pero que no estaba en funciones en ese momento.

El enmascarado les exigió dinero, dijo Santos. Las imágenes muestran cómo él mete los billetes en una bolsa blanca antes de pedir que lo dejen entrar a la oficina.

“Dijo que si no abríamos la puerta nos iba a disparar, así que no tuvimos opción”, dijo.

Una vez dentro de la oficina buscó más dinero y luego le quitó la cartera a Olivarez, donde tenía unos 200 dólares y su identificación.

Santos dijo que no pudo evitar el llanto, lo que llevó al ladrón a abrazar a la pareja. Luego besó a Olivarez en el cuello y a Santos en la frente.

La joven agregó que el bandido se disculpó diciendo: “Lamento que ustedes fueran los que estuvieran trabajando”.

Cuando ella le dijo que no tenían dinero para renovar la licencia de conducir de Olivarez, el ladrón les devolvió la identificación y entregó 7 dólares al joven.

Estándar