Empleo

Despiden A Un Empleado En Lidl Por Trabajar De Más

noticias insolitasEl titular resulta curioso, pero la realidad, a veces, suena inverosímil. Y es que Lidl ha despedido a un empleado de una tienda de Barcelona por trabajar más horas de lo que le correspondía, algo que a muchos de ustedes a buen seguro les resulta más que sorprendente (o incluso les vuela la cabeza).

Jean P. era el gerente en una tienda en la ciudad condal, y le han echado después de una investigación por parte de la cadena de supermercados que descubrió que durante unos días de abril llegaba a la tienda a las cinco de la mañana y se pasaba «entre 49 y 87 minutos» sin fichar. Este hombre llevaba en la empresa desde 2005.

Jean P, según informa «El País», entraba con antelación para «preparar la tienda antes de su apertura al público» sin hacer el registro de entrada. Lidl considera que eso forma parte de los «incumplimientos laborales muy graves». Entre otras cosas, por temas de seguridad. Además la empresa argumenta que ha recibido quejas de sus compañeros porque les invitaba a trabajar también más horas.

Por su parte, el gerente excusa su trabajo extra alegando que se estaba produciendo la reestructuración de la tienda, y que por eso esos días concretos estos cambios «requerían tiempo y dedicación». Jean P. dice que no era habitual y que la empresa era consciente de esta situación condicionada.

Así, el exgerente denunció la empresa por despido improcedente y actualmente se encuentra el proceso judicial abierto. Lidl no quiere hacer declaraciones puesto que «no se ha emitido sentencia y por lo tanto no entramos a valorarlo». Y argumenta: «Tanto en este caso concreto como en todos en general, nuestro objetivo como empresa siempre es el de velar por la seguridad y el trato justo de nuestros empleados».

Anuncios
Estándar
Tráfico

Una Azafata Rompe Una Botella En La Cabeza De Un Hombre Que Intentaba Abrir La Puerta De Un Avión

noticias insolitasUna azafata de la aerolínea estadounidense Delta rompió una botella de vino en la cabeza de un pasajero que trataba de abrir la puerta de un avión en pleno vuelo entre EEUU y China, según información divulgada por la Fiscalía.

El pasajero, un hombre de 23 años oriundo de Florida identificado como Joseph Hudek, compareció este viernes ante un tribunal de Seattle (noroeste de EEUU) en el que fue acusado formalmente de interferir con la tripulación de un avión.

Todo ocurrió el jueves, en un vuelo que salía de Seattle con destino a Pekín.

Tras una hora de vuelo y con el Boeing 737 de Delta sobrevolando el Pacífico, Hudek, que tenía un asiento en primera clase, se dirigió hacia la puerta delantera del avión e intentó abrirla.

Dos de las azafatas se abalanzaron sobre él y, en plena trifulca, una de ellas golpeó al hombre con dos botellas de vino, rompiéndole al menos una en la cabeza.

De acuerdo con la declaración de la otra azafata, el hombre “no pareció afectado por la rotura en su cabeza de una botella de vino de un litro” y siguió forcejeando.

Hudek fue finalmente reducido gracias a la colaboración de varios pasajeros que lograron maniatarle con bridas, aunque debido a su comportamiento beligerante tuvieron que contenerle hasta que el avión aterrizó de nuevo en Seattle.

Según narró la azafata, Hudek logró mover la palanca, pero no hasta el punto de desbloquear la puerta.

Hudek seguirá detenido al menos hasta el jueves, cuando un juez le impondrá una fianza.

Estándar