Salud

Elena Cañizares, La Joven Española Con COVID A La Que Sus Compañeras Quieren Echar Del Piso

Una joven española denuncia que sus compañeras de piso la quieren echar por haber dado positivo por coronavirus. La afectada, estudiante de Enfermería, ha colgado en redes sociales la conversación que mantuvieron. Esta se ha vuelto viral.

Elena Cañizares se ha convertido en el nombre más repetido en redes sociales en las últimas horas. La historia que cuenta en un hilo de Twitter se ha vuelto viral. Un relato en el que denuncia cómo sus compañeras de piso la quieren echar después de haber contraído el coronavirus. Ver para creer.

Elena es estudiante de Enfermería. Durante las prácticas, la joven se contagió. El positivo le ha pillado en el inmueble que comparte con sus tres compañeras de piso, sus únicos contactos en 15 días, además de su novio. Al conocer la noticia, decide hacer una videollamada para informarles de la situación, ya que ellas habían ido a pasar el fin de semana a sus respectivas localidades de origen. Para sorpresa de Elena, sus compañeras le dicen que tiene que irse a casa de sus padres. La futura enfermera se niega, ya que sus progenitores tienen más de 60 años y problemas de salud. Además, la rastreadora que le ha llamado dice que no puede moverse de su actual residencia.

Esto da paso a una conversación llena de reproches y falta de empatía. Elena les insiste que no puede ir a su hogar. Incluso, se compromete a no salir de su habitación. Es más, se ofrece a desinfectarlo todo y usar doble mascarilla. Sus compañeras solo tendrían que calentarle los tuppers y dejárselos a la puerta del cuarto. Sin embargo, la respuesta es la misma: tiene que salir del piso. «Sí te puedes desplazar. Conozco a 80.000 personas que se han contagiado y se han desplazado, así que no te escudes en eso. Estás siendo egoísta y sólo estás mirando por los tuyos, no estás mirando en que hay otras tres personas, que ese piso es igual tuyo que suyo y que porque tú te quedas allí no vamos a poder ir las demás», le espeta una de sus compañeras.

Estas insisten en que tiene que irse. «Elena tienes coche. Te coges tu coche y te vas. Coges tus cosas, tu coche y te vas a tu casa y no propagas nada. Propagas lo mismo que si te quedas en el piso e infectas todo el piso. Exactamente lo mismo», argumenta otra de ellas, que le recrimina que no piense en sus compañeras. Según su parecer, en casa de sus padres, estaría mejor, ya que no tendría que hacer nada, ni salir de su habitación. Algo que en el piso que comparten parece ser que no sucedería, al negarse sus compañeras a calentarle los tuppers. «También conozco a mucha gente que están aislados en sus casas y que lo están haciendo, y no les están echando por ser positivo. Y estáis hablando todas sin saber todavía si sois positivo o no», responde Elena.

La discusión continúa y ellas siguen llamando egoísta a la joven. «Elena no es eso. Yo no tengo la necesidad de estar en un piso conviviendo con un Covid, que para eso tienes tu casa. Porque tú no tienes que afectar a otras familias teniendo tu casa. Porque si tú no tuvieras dónde irte yo soy la primera que te digo que te quedes en el piso, pero es que tú tienes tu casa, como la tenemos todas», expone una de sus compañeras. «Se está encerrando en algo que no tiene sentido» es la opinión general de las tres, quienes creen que Elena se tiene que ir, ya que todas están de acuerdo con su salida. «En cuanto una de nosotras dé negativo y todas estemos de acuerdo en que te vayas te tienes que ir. Somos tres contra una. Es que no hay más. Esto va un poco por votación», afirma una de ellas.

La conversación grupal acaba al dejar Elena el grupo de Whatsapp que comparten. No obstante, tras colgar los audios, una de sus compañeras amenaza a la joven con denunciarla.

Un hilo de Twitter que ha arrasado y ha recibido numerosas contestaciones. Miles de usuarios se han puesto del lado de Elena Cañizares. Desde sanitarios que le dicen que no tiene que irse del piso, parte del protocolo COVID-19, hasta personalidades que brindan su apoyo a la futura enfermera. Eso sin contar los dardos lanzados a sus compañeras de piso.

La historia de Elena Cañizares se une a las quejas de vecindarios enteros por la presencia de sanitarios. Aquellos que velan por la salud de la ciudadanía. Como la protagonista de este cuento de éxito virtual. Parece ser que la insolidaridad también puede ser viral.

Estándar
Tráfico

Una Pasajera De United Con “Vejiga Hiperactiva” Fue Obligada A Orinar En Un Vaso

noticias insolitasUn nuevo y confuso episodio tiene como protagonista a la vapuleada aerolínea estadounidense United Airlines luego de que Nicole Harper -una enfermera de sala de emergencias de Kansas City, Missouri- denunciara haber sido humillada por auxiliares de vuelo al serle denegado el acceso al baño, habiéndosele ofrecido a cambio una copa plástica para orinar.

Harper sufre de una condición conocida como «vejiga hiperactiva» que hace que de manera recurrente sienta un deseo muy fuerte de orinar y se encontraba en un vuelo de United proveniente de Houston, Texas, con destino a su hogar cuando sintió, luego de media hora de haber despegado, una necesidad imperiosa de ir al baño.

En el momento en el que decidió levantarse de su asiento para dirigirse hacia el fondo del avión, una de las auxiliares le pidió que se sentara y permaneciera con el cinturón abrochado, a pesar de que Harper le explicó que necesitaba ir con urgencia.

«Comenzaron a ofrecer los refrigerios en ese momento y otros pasajeros también se habían parado, incluso uno de los pasajeros de Primera Clase» señaló Harper. «Me dijeron de manera muy brusca que no tenía permitido moverme de mi asiento debido a la turbulencia».

Atrapada en su asiento sin posibilidad de ir al baño y luego de explicar claramente su delicada situación a las auxiliares, Harper les advirtió de manera irónica que la única alternativa al lavatorio sería orinar en una copa. Instantes después una de las auxiliares le acercó dos vasos plásticos para que orinara. Gracias a la ayuda de su marido y al hecho de que llevaba un vestido, pudo llenar dos copas de manera relativamente discreta.

«Comencé a sentir que estaba en una cámara oculta o que me estaban haciendo una broma», aseguró la humillada pasajera. Inmediatamente luego de terminar de orinar, una auxiliar se le acercó y le ordenó que se levantara y llevara las copas al baño para vaciarlas.

«Básicamente me regañó durante el trayecto hasta el fondo del avión, asegurándose de que los otros pasajeros la escucharan», compartió la madre de dos, quien además agregó que la auxiliar le advirtió que la reportarían y que el piloto tendría que hablar con ella cuando aterrizaran. Como si esto no fuera suficiente le aclaró que un equipo especial tendría que limpiar la zona cercana a su asiento debido al riesgo biológico por la exposición a la orina.

«No existió nada parecido a una buena atención al cliente o simple compasión», confesó ante las cámaras de una estación de televisión local la protagonista del lamentable episodio.

United Airlines, por su parte, insiste que «en ningún momento durante el vuelo las auxiliares de vuelo le sugirieron a la Sra. Harper utilizar copas en vez del lavatorio» y sus representantes aseguran que se han comunicado con la pasajera para poder tener un mejor entendimiento de lo sucedido.

El episodio se suma a la larga lista de traspiés de la aerolínea, entre los que se encuentran la violenta remoción de un pasajero de un vuelo doméstico y la misteriosa muerte de un ejemplar único de conejo gigante que volaba en el compartimento de carga de Londres a Chicago.

Estándar
Drogas

Revivió En La Morgue Para Seguir Tomando Vodka

noticias insolitasRUSIA (Redacción) – Un hecho insólito se vivió en Rusia el pasado fin de semana. Un joven, el cual sus amigos sus amigos creían muerto luego de beber exageradamente, revivió en la morgue para seguir tomando vodka.

De acuerdo a una agencia de noticias rusa, el joven había estado celebrando con sus compañeros de farra antes de desplomarse frente a ellos. Sorprendidos, sus amigos llamaron a la ambulancia, pero los médicos les indicaron que el joven había fallecido.

Tras unas horas dentro de la cámara refrigeradora de la morgue, el joven ruso se despertó y comenzó a gritar hasta que una enfermera lo ayudó a recuperarse. Luego de un rato, volvió a donde estaban sus amigos para reanudar su sesión de tragos.

Estándar
Delitos Laborales

Despiden A Una Enfermera Rusa Por Hacerse Crueles Selfies Con Pacientes

Sick Paramedic Fired Over Helfies Insulting Dying PatientsSi un día tu jefe te dice que no eres lo suficientemente bueno trabajando, le podrías responder contándole el caso de Tatiana Kuliova, la que sin lugar a dudas merece el título de la peor profesional del mundo.

Kulionova, enfermera de profesión, está en el ojo del huracán en su Rusia natal por culpa e unas fotografías de pésimo gusto que ha ido compartiendo en las redes sociales. En ellas se la puede ver junto a pacientes moribundos, mofándose de ellos.

Tatiana, residente en la ciudad de Kírov, capital del óblast del mismo nombre, trabajaba como auxiliar de emergencias y siempre iba en ambulancia buscando y acompañando a los enfermos. Según el Daily Mail, la joven de 25 años no tenía mucho amor por su trabajo ni por los pacientes. Así que se dedicaba a reírse de ellos.

Por ejemplo, en una foto que compartió en Twitter se la puede ver haciendo una peineta a una mujer que poco después fallecería. En otra, aseguraba que el hombre que tenía detrás, tumbado en una camilla , era «un sucio borracho». También se la podía ver haciendo el signo de la victoria ante un anciano que había sufrido un ataque al corazón. Además, acompañaba las imágenes con frases tipo «Como odio mi trabajo».

Artem Golubev, funcionario del sistema de sanidad en el que trabaja la díscola empleada asegura en declaraciones recogidas por el mismo medio inglés que «está claro que ella no estaba cuidando a sus pacientes cuando se hacía las fotos». Además, Golubev añade que «ella ha mostrado un cruel desprecio por el bienestar de los afectados, ya que algunos murieron después de que se hiciera las fotos».

Como no podía ser de otra manera, Tatiana Kuliova ha sido despedida. De momento, no se sabe nada de ella, ya que ha borrado el perfil de Twitter en el que había compartido las macabras instantáneas.

Estándar
Delitos Laborales

Envenenó A 38 Pacientes Por Molestos Y Se Sacó Selfies

noticias insolitasITALIA.- No siempre (mayormente nunca), una enfermera de hospital es linda, sexy y simpática. Hay algunas que son todo lo contrario. Como la enfermera italiana, detenida y acusada de la muerte de 38 pacientes que estaban internos en el hospital donde trabajaba, en Emilia-Romaña, al norte de Italia.

Daniela Poggiali, de 42 años, envenenaba a los pacientes utilizando cloruro de potasio. En ocasiones, se tomaba «selfies» junto a los muertos. Al parecer se dedicaba a matar a todos aquellos que le resultaban «molestos».

Poggiali no se limitaba a matar a sus pacientes, también solía suministrarles laxantes, con el fin de causar problemas a las enfermeras de los turnos siguientes a los de ella. Además, les daba sedantes a los enfermos cuando debía cuidarlos en las noches, para que no la molestaran.

El caso fue descubierto tras la muerte de una señora de 78 años, cuya autopsia determinó que había fallecido por una alta dosis de potasio. Posteriormente se encontró que en total 38 pacientes de Poggiali habían muerto en las mismas circunstancias. Tras su arresto, la Policía encontró en el teléfono celular de la enfermera una foto, en la que ella aparece junto a un muerto y con el pulgar arriba.

Estándar