Cine Y Televisión

Según Tarantino, Uma Thurman Odiaba El Mono Amarillo De ‘Kill Bill’

Estos días las palabras “Bruce” y “Lee” están acaparando titulares, y en ocasiones a pesar de Quentin Tarantino. El cineasta decidió primero incluir a la famosa estrella de las artes marciales en Érase una vez en Hollywood, causando una gran controversia al aparecer interpretado por Mike Moh y ser humillado en combate por el personaje de Brad Pitt, y la situación se ha agravado con la publicación de una novela basada en la película. Mientras unas nuevas declaraciones del director provocan una encendida respuesta por parte de Shannon Lee, hija de Bruce Lee, Tarantino ha seguido con la promoción y hablado nuevamente del actor, pero esta vez en otros términos.

Entrevistado por ReelBlend, el cineasta ha recordado cuando quiso homenajear la indumentaria de este actor en el film de 1978 Juego con la muerte, dirigido por Robert Clouse. Lo hizo en Kill Bill. Volumen 1, colocándole a la Novia (Uma Thurman) un mono amarillo prácticamente idéntico al que portaba Lee en la película. Aunque Thurman se incorporara a la cultura popular ataviada de esta forma, Tarantino ha revelado que no le hizo ninguna gracia vestir así. De hecho odiaba aquel mono amarillo, y no fue hasta años más tarde cuando se reconcilió con él.

“Lo odiaba. No lo entendía. Pensaba que parecía un polo, un polo de plátano. No le convencía y prácticamente no tenía ni idea de quién era Bruce Lee. Ahora que se ha convertido en algo totalmente icónico, está un poco más convencida”, explicó Tarantino. Que Thurman apareciera de esta guisa es, precisamente, uno de los puntos que critica Shannon Lee en una reciente columna de The Hollywood Reporter, que está por ver si Tarantino responde de alguna forma. En cuanto a Thurman, la amistad que director y actriz se profesan permite la revelación de estos secretos, pero ha atravesado ciertos conflictos en el pasado.

Hace un par de años Thurman reveló cómo durante el rodaje de Kill Bill. Volumen 2 tanto Tarantino como el productor Harvey Weinstein le obligaron a subirse en un coche defectuoso para una escena, provocando un accidente. La actriz y Tarantino hicieron posteriormente las paces, y hace poco el director ha lamentado no haber hecho nada para impedir los delitos del gerifalte de Miramax.

Estándar